lunes, 11 de septiembre de 2017

Mini reseña: "Las lágrimas de Shiva" de César Mallorquí


Título: Las lagrimas de Shiva
Autor: Cesar Mallorquí
Nº de páginas: 240
Editorial: Edebe
Año de edición: 2002
En cierta ocasión, hace ya mucho tiempo, vi un fantasma. Sí, un espectro, una aparición, un espíritu; lo puedes llamar como quieras, el caso es que lo vi. Ocurrió el mismo año en que el hombre llegó a la Luna y, aunque hubo momentos en los que pasé mucho miedo, esta historia no es lo que suele llamarse una novela de terror.
Todo comenzó con un enigma: el misterio de un objeto muy valioso que estuvo perdido durante siete décadas. Las Lágrimas de Shiva, así se llamaba ese objeto extraviado. A su alrededor tuvieron lugar venganzas cruzadas, y amores prohibidos, y extrañas desapariciones.
Hubo un fantasma, sí, y un viejo secreto oculto en las sombras, pero también hubo mucho más.

Este libro me lo leí en un solo día, puede que sea porque fue el primer día después de terminar los finales y tuviera muchas ganas de leer o simplemente porque me trajo de vuelta las novelas de aventuras que leía cuando era más pequeña. Sea como sea me encantó.
Me gustó muchísimo su ambientación, me recordó un poco a la de los cinco: un sitio medio solitario y aunque se dice qué año es, resulta un poco ambiguo temporalmente.
Me pareció una historia curiosa que introducía cosas inexplicables como los fantasmas. Eso sí, en su justa medida, para que siguiera pareciendo una historia creíble (sé que suena raro, pero es creíble, si).
Me gustó mucho el misterio, la manera en la que se resolvía y las consecuencias que acarreaba. Me pareció que estaba todo muy bien pensado. También me encantaron los personajes, algunos eran totalmente reales y otros un poco estereotípicos, pero me gustó mucho el papel que tenía cada uno en la historia. Las primas me recordaron un poco a las hermanas de "Las vírgenes suicidas".
La verdad es que me gustó mucho, principalmente porque me trajo de vuelta las novelas de aventuras de cuando era más pequeña pero con giros muy interesantes.

No hay comentarios:

Publicar un comentario